jueves, abril 12, 2012

Y exploto. Nuestras cabezas explotaron, y quedaron nuestros cuerpos vacios y nuestras almas volaron. Y mi corazón no alcanzo al tuyo, porque siempre corriste mas rapido? Yo lo suponia, era mucho, nos sobrecargamos. Por un segundo fuimos dos fuegos artificiales que nos disparamos en mil pedazoos adornando el cielo con lo que en un momento debimos ser nosotros.