viernes, marzo 01, 2013

Siempre hay algo que estás haciendo mal porque por algo seguís igual.  O capaz que es algo que no estás haciendo, o el estar haciendo nada, también  Y capaz que los amigos tienen razón y te quejas mucho y por eso estas así  Te sentís igual de mierda, igual de nada, igual de vacía que hace un año, que hace dos, que hace cinco. Y gritas y llenas el vacío con música y con comida y con amigos y parece que nunca alcanza porque sin embargo te sentás a llorar todos los días en la ducha esperando un milagro o una sonrisa espontánea o un brote de felicidad, de la pura. Porque todo eso era solo una muestra gratis entregada en un subte, "Probá gratis la felicidad" pero andá a comprarla después  Y que si no se compra? De alguna forma si y de alguna forma siempre faltan cinco para el peso. Y no la conocés a la felicidad total, o es como un gusto olvidado, como el helado que comiste el 23 de abril de el 2005, que es un recuerdo, una foto de un helado con un gusto que no recordás y así se siente vivir a mi modo, recordando la felicidad que ya no está y tirando para adelante igual pero llegando destrozada y infeliz, porque te tirás abajo. Porque te ahogás en tu propio pozo de caprichos y tristeza y te buscás sola los problemas Julieta, te los buscás y los encontrás y sufrís como loca porque estas loca y porque hay una especie de nudo gigante en el medio de tu pecho que no podes desatar porque en realidad es una simple sensación.  Solo queda un vacío ahí, un nudo que no está pero que vos buscás igual.

No hay comentarios:

Publicar un comentario